lunes, 8 de abril de 2013

19:44 - No comments

Despertar a la vida

¿Cuántos de ustedes aún están "dormidos"...?
Sí, dormidos... No se dan cuenta de lo que se están perdiendo, existe un mundo hermoso, bajo tanta desgracia y malos momentos, te aseguro que existe un mundo hermoso...
¿Cuántos de ustedes viven encerrados en su mundo? Sin querer saber nada de lo que los rodea.
Tomemos como ejemplo esto:
Cada mañana se debe agradecer a la vida y a Dios mismo por la nueva oportunidad que  brinda de seguir creciendo, en todos los aspectos y por los bellos paisajes de los que podemos ser testigos...

¿CUÁNTOS REALMENTE LO HACEMOS?
Es un porcentaje mínimo... A penas se puede creer que semejantes pequeñeces te traen tan gratos momentos, pero más difícil es de creer la situación en la que estamos, vivimos tan encerrados en nuestra burbuja mental, que todo termina careciendo de importancia.

La gente suele vivir de prisa, encerrado en su mundo, en su rutina... Muchos de ellos llegan a un estado de depresión, pero ¿cuántos se dan la oportunidad de darse cuenta que la vida es breve, bella y precisa?
No es necesario vivir presos de nuestra propia rutina, y es que simplemente... ¡ESO NO ES VIVIR!.
He conocido poca gente que se atreva a ver que no solo se trata de su rutina si no de un mundo maravilloso que lo está  rodeando y que le está indicando que tiene que voltear a mirarlo.

Si le prestas atención a lo que te rodea, que parece mínimo podrás darte cuenta que vivir mejor, depende solo de ti y de la disposición que tengas por notar que la vida te está pidiendo a gritos que la vivas, sin pensar en tu rutina... La rutina asesina...

Asesina porque si la dejas tomar el control, mata tus ilusiones, tus sueños, tus añoranzas... Y un ser humano sin todo eso ESTÁ MUERTO EN VIDA.
Más vale que tú, te des cuenta por ti mismo que la vida solo es una, que te está ofreciendo millones de pequeñas oportunidades de ser feliz.

Abre tus ojos, pero más que nada el corazón, y date cuenta de que realmente lo más mínimo te puede hacer feliz...
La felicidad no se trata solo de dinero y de cansadas rutinas que dejan secuelas, algunas muy graves...
De hecho, el dinero no hace la felicidad...
La felicidad, se construye de pequeños momentos placenteros que te dan la sensación de vitalidad, buena vibra y energía.

Felicidad es apreciar lo que la vida te ofrece, amar, reír, observar,  llorar, tropezar, caer, levantar y finalmente triunfar...
Pero, poniendo en todo esto, principalmente corazón y pasión.
Y tú...¿VIVES EN LA BURBUJA DE LA RUTINA?
Pues este es el momento para que te des cuenta de que debes despertar a la vida y encontrarte con cada detalle que no notaste ante lo planeada que es tu "vida"

Lo cotidiano de tu vida es más hermoso si se aprecia con el corazón...
Depende de ti, alcanzar la "felicidad" porque después de todo eso se logra...Cuando logras despertar a la vida.

0 comentarios:

Publicar un comentario