domingo, 19 de junio de 2016

18:04 - No comments

Soy...

¡He vuelto! Por desgracia, no con un tema que me haga precisamente feliz.
Hace algunos meses publiqué en este sitio un esquema general de mi situación en la universidad que "elegí" para obtener educación superior.
Pues de nuevo el tema a tratar tiene que ver con la universidad y por supuesto es algo que me tiene HARTA, así de sencillo.

¿Recuerdan que alguna vez escribí sobre la autenticidad?
Bueno, el día de hoy retomo esto porque si se ubican en ese escrito, traté un conflicto personal con uno de los administrativos de mi preparatoria, y hoy... Hoy es un conflicto en el que yo no estoy participando en forma directa, pero que igual, trata de mi... ¿Extraño? Sí.
¿Esperaba esto? También.

Mi apertura para hablar con cualquier persona sobre los temas de mi interés no es una situación secreta, persona que me ha visto sabe de ello. La cuestión es que no todo el que me ve o saluda me conoce, y eso es algo que muchos no saben diferenciar.

Me muestro con una actitud bastante extraña para muchos y una soltura absorbente para las pequeñas mentes, entonces muchas de ellas tienden a incomodarse por mi modo de conducir las situaciones.
Considero que un mundo de apertura genera confianza y da estructura a un mundo de respeto.
Pero, cuando todo eso se malinterpreta por malvibrosos y venenosos se genera un arma de destrucción masiva.

Coincido en algo, no soy como todos, no soy sumisa y puedo llegar a pasarme de la raya con las palabras que uso, pero se en el terreno que me encuentro y no por desarrollarme como mi esencia me dicta descuido el "deber hacer", por tanto esto no afecta mi desempeño como estudiante o simple ser humano. 

Existe hasta donde se sabe, una libertad de ejercicio de la personalidad. Yo simplemente soy así, como me ven, donde me ven y a la hora que me ven... Siempre encontrarán una sola versión de Daniela, porque Daniela es más transparente que el papel celofán y más consciente que muchos que juran ser los más correctos del universo.

Si a veces actúo en contra de lo que consideras correcto, no es que esté loca, es que estoy siguiendo lo que creo y esto no incluye daños a terceros, así que no tendrías porqué meterte en ello. Para colmo aquello que a tantos incomoda son calumnias, traídas al mundo por personas con falta de criterio y exceso de veneno.

Ser quien soy no es pecado y si a alguien he ofendido me disculpo, sinceramente.
Pero sumo, antes de hablar sobre mi y mis acciones, deben fijarse primero en las suyas y tratar de involucrarse con quien SOY. Estoy limpia, soy libre, soy YO.

Por favor, a vivir y dejar vivir que ya estamos grandecitos para tantas tonterías.

¿Qué tiene que ver esto con el inicio de este post?
Pregunten a quien crean que tiene la respuesta.
Esto es lo que es Daniela, esto es lo que siempre será, porque así se formó y porque esto es en lo que cree.

Ojalá algún día sean y dejen ser...




sábado, 14 de noviembre de 2015

13:42 - No comments

Universidad Autónoma de Sinaloa

Hoy, después de un tiempo, me vi en la necesidad de aparecer aquí para expresar algunas cosas que me tienen cansada, frustrada, decepcionada y sobre todo MUY MOLESTA.
Comenzaré por contar de la forma más breve que pueda, mi historia.
El año pasado terminé el bachillerato, y tenía muy claro que estudiaría derecho, pues una de mis ilusiones es convertirme en abogada y por supuesto, ejercer.
Pasé por el proceso de admisión en la Universidad Autónoma de Sinaloa, aspirando a Culiacán, capital del estado y donde se supone se encuentra lo de mejor calidad (a partir de aquí, la llamaré UAS, como es conocida.)
Primer punto: El sistema de su sitio web no está preparado para soportar la alta demanda de personas que desean acceder a una educación superior. Siempre hay fallas.
Segundo punto: Pasan los días y el sistema sigue sin funcionar, impidiendo que continúes con las etapas. Si tienes suerte, los desperfectos se corrigen, continúas y todo es felicidad.
Aquí cabe señalar, que no era mi deseo confiar esta etapa a dicha institución, son cosas que suceden al no tener otras oportunidades o recursos hacia donde dirigirse.
Pasada la etapa, vino el día del examen de admisión. (La facultad siempre ha tenido fama de ser, y lo señalo libremente LA PEOR de todas con las que cuenta la UAS) y, simplemente lo presenté. Fue un examen fácil y la experiencia en su aplicación fue agradable, hasta ahí todo muy bien.
Pasados estos episodios, llegó el día del resultado. ADMITIDA.
Comienza un nuevo camino, emprendo el corto viaje hacia mi "futuro", llamado Culiacán.
Los primeros días fueron excelentes, los profesores me tenían contenta (a excepción de dos) uno de los cuales, hasta la fecha me está haciendo acarrear con un GRAN PROBLEMA.
Los problemas más fuertes, llegaron el día que tuve que enfrentarme a la oficina de control escolar de ésta unidad académica, TODO su personal es inadecuado y su conducta repulsiva.
Te hacen dar mil vueltas por trámites que no tienen dificultad alguna y siempre que alguna duda te queda, ellos "no te la pueden resolver".
Son exigentes con sus tiempos pero no respetan los nuestros, pareciera que su trabajo es hacernos sentir menos.
Tuve muchos problemas con la "organización" que llevan para el "control" de la información, siempre que se debía visitar dicha oficina, había que volver en otro momento, cuando estoy segura, no era necesario.
Así pasó mi primer año, entre ausencias de docentes, compañeros de aula con los que nunca me integré, suspensiones de labores y personajes variados y algunos un tanto desagradables dentro del equipo de "maestros".
 Con el paso de los días me desanimé y llegué a creer que era mejor dejar de asistir, lo pensé mejor y decidí continuar, después de todo mi meta es ser una profesionista de nivel.
Al iniciar el segundo año, estaba aceptando el esquema y el sistema que no apruebo, pero debía aparentar y seguir adelante con lo mío.
A los pocos días del tercer semestre, por indicación médica tuve que volver a casa de mis padres, por lo tanto, debía también cambiar de unidad académica, para continuar con mi educación universitaria.
Comenzaba ahí, un nuevo proceso burocrático y agotante con el objetivo de pasar a la unidad más cercana, a la de Mocorito, para ser exacta.
Siempre con la mentalidad de que "seguramente todo iría mejor en la nueva escuela."
Para comenzar, tuve que hacer llamadas a la nueva unidad, cuya coordinadora no se encontraba.
Llevar a mi unidad académica (Culiacán) la solicitud por parte de (Mocorito) para ingresar allá y que así pudieran otorgarme la baja para proceder al registro en la base de datos de la nueva unidad.
Después de esperar cerca de dos horas al director para que firmara mi baja me enteré que antes de irse todo ese tiempo había firmado el formato Y NO SE ME NOTIFICÓ.
Luego de este episodio, fui  enviada a la torre de rectoría (que no puede estar más lejos de todo) a que se me expidiera un recibo para un nuevo pago, por el cambio de unidad académica, se elaboraron formatos que debí llevar a un segundo piso con una mujer que ni siquiera me vio, simplemente firmó los papeles en automático, mientras hablaba por teléfono.
Pregunté si sería todo y no recibí respuesta alguna, mi tiempo se agotaba y decidí salir de ese lugar, tras la actitud descortés de todos, encima de todo hacía un calor infernal.
Regreso a Mocorito y entrego la carpeta con todos los documentos que me fueron otorgados, recibí como respuesta un "veremos qué sigue".
Después me enteré que todavía no existo en los sistemas, pregunté de nuevo en Culiacán y se me dijo que NO TENGO NADA QUE HACER ALLÁ, que lo vea con la coordinadora de la otra unidad.
Coordinadora que por lo único que brilla, es por su ausencia.
Por lo tanto, hasta HOY 14 DE NOVIEMBRE no tengo respuesta.
Por otra parte, el proceso de integración fue rápido, me adapté, no lo había conseguido hasta estas fechas, con este ambiente,
Ahora, los sistemas son completamente diferentes, al ser éste un lugar más pequeño y su ubicación y por su calidad de extensión de la facultad que se encuentra en Culiacán.
Mi grupo vive uno de los peores semestres de la carrera, pues contamos con los docentes más incapaces que haya visto jamás. (A excepción de uno, que es al único que agradezco su labor.)
Una de ellas, suele reprochar lo malo que es el grupo y la poca obediencia y respeto que se aprecia, se encarga de esparcir frases como "USTEDES NO SERÍAN COMPETENCIA PARA MI EN LO LABORAL", "POR LO QUE USTEDES A PENAS VAN, YO YA LO TENGO... UN TÍTULO", "SON DESESPERANTES, OJALÁ TUVIERAN MI ENERGÍA" Y no, señora... Usted no es un ejemplo, o tal vez si... Un ejemplo de lo que NO DEBEMOS ser.
Vive de tratar de hacernos menos, cuando ella no sabe cómo desempeñar su trabajo como docente.
¿Qué motivación hay en eso?
Por otra parte, tenemos a un "docente" que no tiene la más remota idea de lo que está haciendo, sus clases consisten en dictar y enredarse solo, y eso es PÉSIMO. Pero pretende exigir como si él hiciera las cosas bien...
Uno más, que vive de dictar y transcribir... 
Otro que por más que quiera no se puede dar a entender, y cuando se plantea hablarnos de algo interesante "USTEDES NO LO VAN A ENTENDER PORQUE NO SABEN". Y no, no vamos a saber si no sabes explicar.
Tratan entre todos de hacernos creer que el error es nuestro por creer que ahí lograremos ser "alguien" por pretender estudiar derecho, por pensar que una universidad como esa tiene algo bueno que ofrecer.
Hay un hombre entre todos estos incapaces, que sabe hacer su trabajo y ser respetado sin pretender hacernos menos como otros.
Al único que le agradecemos cada clase, cada minuto.

Pero todos ellos, se enfrentan a una realidad. NO RECIBEN LA PAGA QUE LES CORRESPONDE.

Y por último, el diamante de esta joya de la incompetencia, la coordinadora que vive sin poder asistir por "compromisos" y cuando al fin va, pretende aplicar "mano dura" contra aquellos que falten, sin importar si hay justificación o no.
Ella no es un ejemplo de asistencia, precisamente. Pero ella sí se puede justificar porque tiene cosas importantes que hacer, y nosotros somos simples estudiantes. Ella si puede sentirse mal, nosotros NO.
En fin, espero que si alguien me lee, le vaya mejor que a mi con su institución educativa.
Si alguien de la UAS lee esto, espero que su facultad si funcione como se supone que debe hacerlo.
Si alguien de la facultad de Derecho de la UAS me lee, ojalá que hayan tenido mejor suerte que yo.

Es todo por hoy, pero seguro continuará...

sábado, 3 de octubre de 2015

16:33 - No comments

Golpes de realidad

Hoy es uno de esos días en que, la frustración es tanta que no me da para hablar, pero si para escribir.
No se si esto llegará a alguien, pero si sucede espero que se lea completo.

He enfrentado cosas comunes que se han convertido en "penas". ¿Por qué? 
Por mi ingratitud, mi inmadurez, mi irresponsabilidad y una lista interminable de fallas, que no tiene caso tomar en cuenta por completo porque ya se sabe hacia donde va todo esto.

Desde el cambio de lugar de residencia hasta modificaciones en la estructura del hogar, me volvieron insufrible (como si no fuera suficiente con lo insoportable que ya era) y derribaron mi existencia, a veces la vida pone estas cosas en medio para que uno empiece a crecer y a tomarse las cosas con la importancia y seriedad que merezcan.

Lo más duro de esto, fue darme cuenta (o que hicieran que me diera cuenta) de que me estaba haciendo más daño del que creía, que estaba siendo injusta y abusiva conmigo misma, que soy yo quien no se permite crecer.

Lo difícil es aceptar que se ha vivido en un error y tratar de enderezar el camino, para poder vivir el viaje con el placer y la disposición que debemos tener... Y yo soy una persona difícil, que sufrió todo esto por su instinto rebelde a medias.

Al final, no se es nada contra la vida, la salud o la naturaleza. De nada sirve en esos casos la resistencia ni la necedad.
Estoy en busca del camino correcto, en esta tarea he pisado piedras, me he clavado espinas y he sufrido el clima que pretende ser semejante a lo que se cree del mismísimo infierno.

Estoy aquí, ahora... Con gente que me quiere y está dispuesta a ayudarme, y lo está haciendo. Estoy en el camino, lo importante es no dejar de avanzar, todo en esta vida pasa por algo y cada quien tiene a fin de cuentas lo que merece.

Debo dejar de quejarme por todo lo que creo que es un sufrimiento, porque se bien que esto no es sufrir, y que todo cuanto me sucede es justo lo que necesito para aprender a vivir.
GOLPES DE REALIDAD. Nadie ha muerto por ellos.

Debo tener los pies en la tierra y la meta bien trazada, con la objetividad que me ha faltado en ella.

A fin de cuentas, mi vida y su curso... Dependen DE MI.

Lección en proceso, Daniela está abriendo los ojos... AL FIN.

viernes, 19 de diciembre de 2014

18:52 - No comments

Reencuentro

Quizá era esa angustia que produce saber que se está perdiendo o ya se perdió a alguien que te importa tanto, que es un eslabón importante en tu cadena. 
Quizá era el miedo de saber que estaba por quedarme sola. Que estaba por enfrentar mi más grande temor. LA SOLEDAD.

Quizá era que esa angustia se volvió dolor y me convirtió en una egoísta.
Viví encerrada en la oscuridad tanto tiempo, pero tanto, que al momento de verme al espejo yo misma me asustaba, esa no era yo. No me encontraba, y cuando se pierde uno mismo, se pierde TODO.
Me sentía tan decepcionada por todo que no era capaz de ver que mi cadena, aunque incompleta, aún existía.

Me estaba auto destruyendo y nada me importaba.

Todos se preocupaban al verme perdida, trataban de llenarme de amor y yo no podía corresponderles, fui tan torpe.
No me sentía bien, me dolía ver cerca a alguien que sentía tan lejos.
Encerrada en mi mundo, no era capaz de ver más allá, por muy evidentes que fueran las señales.
Me sentía así, sobre todo porque no entendía nada, estaba confundida, me volví nada en segundos.

Y al fin, después de muchos días de sombras y oscuridad, la luz volvió a mi vida, lo que estaba mal se arregló y el sol volvió a salir, lo volví a ver. Y lo más importante, al ir al espejo. ME ENCONTRÉ, esa soy yo. Sentí un gran alivio y la felicidad me desbordaba, mi vida estaba completa y mi cadena volvía a ser la más hermosa de todas. Volví al mundo que es mío. Volví a sentirme completa.

Fue el reencuentro más hermoso que tuve. EL REENCUENTRO CONMIGO MISMA.

Hoy puedo afirmar que soy la misma de antes, pero con más enseñanzas en el historial de su vida. Y soy feliz con eso.

GRACIAS POR ESTAR, Y GRACIAS POR AMARME INCONDICIONALMENTE ♥

Mi corazón está feliz :)

lunes, 19 de mayo de 2014

20:46 - No comments

BENDECIDA

En momentos como este, pienso y me pongo sentimental, en algún momento todos debemos crecer y vivir todo por nuestra cuenta.

Una mujer que acaba de convertirse en madre, regresa a su infancia, la invaden los recuerdos y reflexiona sobre el paso del tiempo. (Obviamente esto no sucede en cuanto tiene a su bebé en brazos, porque con todo lo que siente, eso pasa como a cuarto plano).
Pero, cuando sucede, sobre todo se admira de los cambios de etapa que ha experimentado. Lo rápido que parece ser todo. Cuando "parece que fue ayer" que iniciaba el preescolar y hoy, ya es madre. Hoy, hay otra personita que depende enteramente de ella, de su experiencia, amor y protección.

Hoy, ella agradece tener la dicha de ser madre y este es sin duda su momento más feliz.
Por otro lado, la madre de esta mujer seguramente piensa: "Parece que fue ayer que tenía a esta niña, que hoy es toda una mujer entre mis brazos y hoy, hoy me ha convertido en abuela".
Puede que los años hayan pasado, que ella haya crecido. Pero yo, por momentos aun la veo como esa chiquilla que nos hacía sentir tan orgullosos desde sus calificaciones hasta el modo de ser tan tierno que tiene y que hoy nos hace sentir aún mejor por este hermoso momento.

La mujer en cuestión es mi hermana, que acaba de convertirse en madre y por tanto acaba de convertirme en tía y a mi madre en abuela.
Yo ya soy tía, de niños hermosos. Pero...
¿Por qué me emociona tanto haberme convertido en tía ahora?
Porque esta mujer, que es mi hermana siempre ha sido mi ídolo, mi ejemplo más claro de lo que anhelo para "el futuro".
Su felicidad me hace feliz y hace feliz a la familia entera.
Me dio la felicidad más grande que puedo experimentar en esta etapa, trajo al mundo al ser que se convirtió en la luz de mis ojos, aun sin conocerla.

¡BIENVENIDA AL MUNDO PRINCESA, TE AMAMOS♥!

Gracias a mi hermana y  mi madre por ser como son. 
Y a toda mi familia por representar TODO cuanto necesito para ser feliz.
Esto es justo lo que me hace sentir BENDECIDA♥


sábado, 17 de mayo de 2014

15:29 - No comments

Aferrados



Y bien, estos días hemos estado muy sensibles ante los recuerdos de lo que fue nuestra vida.
Las cosas con las que crecimos.
Los programas, las personas...LA MÚSICA.
Yo solo debo decir: 
ES BUENO RECORDAR, LE TENEMOS CARIÑO A LOS MOMENTOS QUE NOS HICIERON FELICES.
Pero ojo:
Entre recordar y aferrarse hay una ENORME diferencia.
Sí, es lindo recordar ciertos momentos que marcaron nuestra vida, de una manera positiva.
Es bueno demostrar amor de esa manera, pero todo lo que empieza, algún día se termina, inevitablemente. Ya sea porque se debe o porque se quiere... Todo en esta vida son ciclos.
Un ciclo que no se cierra, se convierte en una herida que nunca cierra y por lo tanto siempre duele.
Hay que saber despedirse de las etapas. No debemos aferrarnos, al final los más afectados seremos nosotros.
Es como una relación "amorosa". Cuando alguna de las partes se deprime por el final de ella.
Debemos pensar que por algo debió terminar, y estar conscientes de que tal vez es porque fue lo mejor.
De no haber sido necesario. ¿Por qué terminar?
Si se quieren ambos. ¿Por qué no luchar por demostrar la fuerza de su amor?
Si ya no se quieren. ¿Por qué aferrarse a algo que saben que no tiene futuro?
Si uno dejó de querer al otro. ¿Por qué ese otro se AFERRA a mantener encendida la leña verde, aunque sabe que JAMÁS sucederá?.
Piensen. Debemos salir de este ciclo enfermizo de los aferrados. Solo así podremos ser felices.
Los ciclos que no se cierran solo son buenos en programación, donde lo que se consigue es "ahorrarle trabajo al humano".
Y llega a ser fastidioso diseñarlo, probarlo una y otra vez y volver al inicio sabiendo que no terminará.
Todo comienza y termina por algo.
Recuerda con cariño y vive de eso, pero no te aferres, porque solo te haces daño. Solo le pones "limón a la herida", que de por si aún te arde.
El que mucho se aferra poco crece. Y el que poco crece, poco vive.



jueves, 13 de marzo de 2014

21:37 - No comments

El mañana

Siempre se nos ha dicho que hagamos las cosas pensando en el mañana.
Que organicemos cada parte de nuestra vida, que hagamos las elecciones más convenientes para eso que aún no llega.
Que pensemos sólo en mejorar nuestras condiciones de vida futura.
Pero. ¿Y el "HOY"?
¿Dónde carajos lo dejan?
Sí, nuestra mentalidad no debe ser otra más que futurista y progresista, pero...
No podemos llegar a un "mañana" exitoso si no vivimos el presente de manera correcta, y por correcta quiero decir, apropiada para llegar hasta ese mañana tan anhelado.
Debemos actuar con conciencia, siempre pensando que el hoy es lo único que tenemos y que el futuro es un espejismo, como una especie de oasis en el desierto de la vida, y si caminamos sin determinación, quizá no logremos llegar hasta el.
Debemos pensar que esforzarnos cada día, tomar el riesgo de vivir, de pensar... De ser nosotros, libres y valientes es la mejor manera de tener un "mañana" prometedor.
El secreto de una vida de éxito, es vivir el hoy como si estuviéramos seguros de que no habrá mañana para mejorar nuestra situación y de enterrar el pasado, dejarlo en las sombras del olvido, porque alguien que se ata a el nunca logra progresar.
Formamos parte de una sociedad enferma con el panorama del futuro que no se encarga de ver por su presente, así de oscuro, sombrío y a veces tenebroso que este es, porque piensan justamente que "mañana" seguramente será mejor.
Se fían mucho del futuro, como si éste fuera mágico y pudiera hacerles olvidar todos sus problemas y saldar sus deudas, o como si pudiera regresarles el amor que día a día van perdiendo de los seres importantes por su mismo apego al futuro.
Sí, pensar en el mañana siempre es importante, sin embargo, para que haya un "mañana" tiene que haber un "HOY" y si en ese hoy, no actuamos por algo que prometa, entonces el mañana será tan común como siempre.
Si no quieres resultados comunes, deja de hacer cosas comunes.
Deja de ser un mediocre conformista y ve siempre por más. Vive tu hoy tan intensamente como puedas y tu "mañana" te dejará satisfecho.
Después de todo, el "mañana" es tan bueno como lo construyamos, debemos vivir y luchar por el.
Nuestra única arma, siempre es el presente.